Division of Alcoholism and Substance Abuse (Spanish Version) - DHS 4650S

Helping Families. Supporting Communities. Empowering Individuals.

Estado de Illinois
Departamento de Servicios Humanos

VISTA GENERAL

El alcohol y otras adicciones a drogas son enfermedades crónicas que afectan casi a 1 millón de personas de Illinois. Muchos de nosotros conocemos a alguien que sufre adicción al abuso de substancias, una enfermedad que puede tomar la vida de una persona y causar consecuencias devastadoras para los adictos y sus familias. Desgraciadamente, todavía algunos creen que la adicción es una falta moral. La investigación médica ha demostrado lo contrario. La adicción es una enfermedad del cerebro, de la misma manera que el corazón o pulmones pueden llegar a enfermarse. Cuando se consume alcohol u otras drogas, éstas activan o imitan la química del cerebro asociada con sentimientos de bienestar, placer y euforia. Aunque la persona controle la decisión inicial para beber o tratar una droga, una vez que el alcohol u otras drogas están en el cuerpo, ellas comienzan a modificar la neuroquímica de placer en el cerebro de la persona. Cuando ocurre la modificación, el cerebro comienza a ser dependiente de ingerir la química del alcohol u otras drogas, causando que la persona se haga adicta. La dependencia del cerebro hace extremadamente difícil que la persona adicta deje de usar alcohol u otras drogas.

Tres décadas de investigación científica y procedimientos clínicos han obtenido una variedad de enfoques efectivos del tratamiento de la adicción de substancias. La investigación ha demostrado que el tratamiento de adicción puede beneficiar al individuo, de la misma manera que el tratamiento de otras enfermedades crónicas como hipertensión o diabetes.

Tratamiento y apoyos para la recuperación varían, dependiendo del tipo de droga y características del que las usa. Los mejores programas proporcionan una combinación o terapia continua y apoyo. La meta de estos servicios es la recuperación y el retorno a una vida saludable y productiva.

La División de Alcoholismo y Abuso de Substancias del Departamento de Servicios Humanos de Illinois (DHS/DASA), es la agencia principal del estado que enfoca las consecuencias personales profundas, sociales y económicas del abuso del alcohol y otras drogas. DHS/DASA administra una red de programas para el tratamiento del abuso de alcohol y otras drogas en la comunidad. Los servicios de tratamiento están disponibles bajo contrato con una red de 170 agencias en más de 200 lugares en la comunidad. El sistema del tratamiento proporciona evaluación, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación a personas que abusan del alcohol y drogas y a sus familias.

Este sistema habilita a los pacientes para que sean evaluados y tratados cerca en sus comunidades cuando sea posible, permite que las comunidades se apropien de sus programas y faciliten la información pública y otros servicios. Basado en las necesidades evaluadas, los servicios de tratamiento se facilitan por medio de un enfoque continuo, con pacientes individuales llevándolos de un nivel del cuidado a otro.

Los servicios de alcohol y abuso de drogas en Illinois consisten en:

  1. Desintoxicación proporciona apoyo clínico inmediato y a corto plazo para personas en el proceso de síntomas de reajuste. Usualmente los programas de desintoxicación tienen  admisiones abiertas las 24 horas del día, 365 días al año, y con  frecuencia se proveen en instalaciones residenciales.
  2. Intervención temprana provee los servicios de pre-tratamiento  para individuos cuyos problemas o factores de riesgo parecen ser relacionados al abuso de substancias pero no reúnen ningún criterio diagnóstico para trastornos relacionados al abuso de substancias.
  3. Administración de caso provee, coordina, u ordena los servicios secundarios diseñados para sostener un tratamiento específico del paciente con la meta de mejorar los resultados clínicos.
  4. Consejería Ambulatoria provee una variedad de servicios diagnósticos y clínicos con y sin itinerario. Las actividades incluyen consejería individual, en grupo y de familia, y pueden  incluir medicinas de apoyo (metadona). La SociedadAmericana de Medicina para Adicción (ASAM) clasifica la Consejería Ambulatoria bajo Nivel 1.
  5. Consejería Ambulatoria Intensiva provee una variedad de servicios diagnósticos y clínicos altamente estructurados y con  itinerario. Las actividades incluyen consejería individual, en grupo y de familia y educación del paciente. ASAM clasifica la Consejería Ambulatoria Intensiva bajo Nivel II.
  6. Rehabilitación Residencial provee servicios de tratamiento de rehabilitación clínica las 24 horas al día.
  7. Cuidado Residencial Posterior se ofrece en dos niveles: casas intermedias y casas de recuperación. Las casas intermedias proveen oportunidades de vivienda a pacientes que necesitan servicios adicionales, generalmente después de la rehabilitación residencial. Los servicios están diseñados para apoyar el retorno productivo del paciente a la comunidad. Las  casas de recuperación proveen servicios residenciales de apoyo extendidos y de apoyo mutuo para vivir en un ambiente sobrio con otros individuos convalecientes.

Los servicios de Abuso de Alcohol y de Otros Drogas (AODA) se proveen en todo el estado, o directamente dentro de un condado o por un proveedor de servicio para varios condados. Los servicios residenciales y otros servicios más especializados del tratamiento pueden que no estén disponibles localmente en todas las áreas del estado. El programa ambulatorio de su área puede referir a los individuos al centro residencial regional más cercano. Todos los programas de tratamiento deben tener licencia del DHS/DASA a menos que funcionen bajo la licencia de un hospital.

Medicaid

Varios servicios de tratamiento del AODA están cubiertos por el programa Medicaid del estado. Los proveedores califican para reembolsos de Medicaid cuando certifican sus programas con DHS/DASA y se registran con el Departamento de Cuidado de Salud y Servicios Para Familias. Sólo los servicios cubiertos para pacientes elegibles de Medicaid califican para el reembolso bajo el programa de Medicaid.

El proveedor de AODA en Illinois tiene que cumplir con ciertos estándares mínimos (establecidos en Código Adm. 2090 de 77 Ill) para mantener la certificación y registro del programa con Medicaid.

Poblaciones especiales

DHS/DASA ha identificado poblaciones para la admisión con prioridad para servicios de tratamiento por abuso de substancias. Se le da prioridad a estas poblaciones debido a el impacto en familias y en la sociedad. La prioridad actualmente se da a las poblaciones siguientes en el orden indicado a continuación:

  1. Usuarios que se inyectan drogas y están embarazadas
  2. Mujeres embarazadas y después del parto
  3. Mujeres embarazadas, de post-partum y mujeres con niños
  4. Personas que las refiere el Departamento de Servicios para Niños y Familias (DCFS)
  5. Personas elegibles que reciben Asistencia Temporal para Familias Necesitadas (TANF)
  6. Las personas puestas en libertad del Departamento de

 Correccionales (DOC) y Referencias para Alternativas de

 Tratamiento para Clientes Especiales (TASC)

Justicia criminal

El tratamiento de drogas es un medio efectivo de reducir el uso de drogas ilegales, crimen y reincidencia dentro de la población en general y en la población delictiva. Hasta el 75 porciento de las personas que salen de prisiones con libertad condicional y sin el tratamiento de drogas para sus adicciones de cocaína o heroína, reasumen el uso de drogas dentro de 3 meses de su liberación. El DHS/DASA contrata a varios proveedores de tratamiento para proveer servicios a adictos de alcohol y otras drogas con el Departamento de Correcciones de Illinois y con el Sistema Judicial de Illinois.

DCFS

El DHS/DASA provee fondos para servicios de tratamiento del abuso del alcohol y otras drogas para individuos con casos activos en el DCFS. Las personas que reciben estos servicios los refieren y seleccionan las oficinas del DCFS y proveedores de servicios locales. Los proveedores del tratamiento trabajan en colaboración con los trabajadores del DCFS para traer pacientes al proceso de tratamiento y cuando es necesario, proveen transporte para pacientes y/o sus niños al cuidado del niños para que ellos puedan asistir al tratamiento.

Las metas generales de la iniciativa DASA/DCFS incluyen:

 * Mejorar la salud y seguridad de/los niño(s) y de la madre

 * Mejorar las destrezas de ser buen padre/madre

 * Mejorar el funcionamiento de la familia

 * Reducir el abuso de substancias

 * Mejorar las destrezas del manejo del hogar de la madre

Mujeres Embarazadas y Mujeres con Niños

El DHS/DASA provee fondos para programas especiales para mujeres embarazadas y mujeres con niños. Estos programas ayudan a parar el uso de alcohol o drogas antes de que ocurra algún daño permanente al feto, las madres pierdan sus derechos a quedarse con sus niños, o los niños sean maltratados. Mientras la madre está en el tratamiento, muchos de estos programas proveen visitas a los niños e interacción, así como también el desarrollo de destrezas para ser una mejor madre. La interacción ayuda a desarrollar un lazo entre la madre y el niño en un ambiente controlado mientras se enseñan algunas destrezas para ser una mejor madre.

Adolecentes

El abuso de substancias por adolescentes se asocia directamente con calificaciones bajas, absentismo y abandono de la escuela. Los estudios de investigación también nos dicen que hay mucha probabilidad que los adolecentes que usan mariguana carguen armas de fuego y pertenezcan a una pandilla. El DHS/DASA continúa ampliando el sistema de programas de tratamiento para los adolecentes. Los programas de los adolecentes ahora se desarrollan en lugares que no son tradicionales para el tratamiento y son más apropiados para la participación de los adolecentes. Estos servicios integran la intervención y el tratamiento temprano, se enfocan más en la familia y se promueven en la escuela y la comunidad.

TANF

La ley federal de reforma del bienestar social de 1996 impone un límite máximo de cinco años de beneficios para todos los que reciben bienestar social. La habilidad del recipiente para llegar a ser independiente durante ese período de tiempo es crítica, y el abuso de substancias se ha identificado como una barrera a la autosuficiencia. En un reciente estudio de evaluación de necesidades en Illinois, se determinó que, por lo menos, del 10-12 por ciento de la población TANF tienen problemas de adicción o serios problemas de abuso de substancias. Las estrategias del bienestar al trabajo en Illinois proponen el tratamiento para enfocar el problema de abuso de substancias como una barrera a la autosuficiencia para clientes de TANF. DHS / DASA en conjunto con las oficinas locales de DHS, provee fondos para intervención temprana, evaluación y servicios de intervención comunitaria. También, en todo el estado se ofrece servicios de tratamiento a pacientes que reciben TANF.

Consejería y Pruebas del HIV

DHS/DASA ofrece un número de programas de consejería, pruebas e intervención para las personas en riesgo o infectadas con el HIV. Los programas de HIV de Intervención Temprana del departamento son provistos por 37 organizaciones financiadas en sitios múltiples por todo el estado. Muchos de ésos servidos son usuarios que se inyectan drogas (IDUs) y sus compañeros. Los (IDUs) se reconocen como un grupo de riesgo elevado para infecciones de HIV y SIDA. DASA will increase efforts for training and intervention related to the various forms of hepatitis.

MISA

DHS/DASA ofrece servicios a individuos que simultáneamente padecen de abuso de sustancias y diagnósticos de salud mental (pacientes de MISA) por medio de un sistema de colaboración de cuidado con el DHS/División de Salud Mental (DMH). Hay un total de cinco consorcios financiados de MISA y tres consorcios no-financiados de MISA por todo el estado. DASA financia 26 proveedores en 32 sitios. DASA provee financiamiento para el instituto MISA de Illinois para proveer entrenamiento y asistencia técnica a las agencias que proveen tratamiento de MISA. Además, el hospital mental local del estado en cada consorcio es un socio activo para tratar y referir a consumidores. Estas agencias trabajan juntas para asegurar la integración local de servicios de salud mental/abuso de substancias para los diagnosticados doblemente y asegurar la reducción de las barreras en el servicio para los consumidores.

Juegos de Apuestas

El DHS/DASA (Departamento de Servicios Humanos-División de Alcoholismo y Abuso de Sustancias), ofrece consejería para pacientes que no están hospitalizados, administración de casos y servicios de intervención temprana a individuos con trastornos patológicos de juegos de apuestas. Existen 7 centros para tratamiento por todo el estado. Cada centro sigue el protocolo del manual de tratamiento referente a:

  • Juegos de Apuestas Patológicos y Otros Trastornos Mentales
  • Ideas, Actitudes, Valores, y Prioridades
  • Espiritualidad y cómo ser Cuidadoso
  • Control de los Impulsos
  • Finanzas, Planificación, Restitución y cómo Hacer Enmiendas
  • Crecimiento y Desarrollo Personal

Datos de Información

El tratamiento reduce el uso de drogas del 40 al 60 por ciento, el cual se compara a tasas de éxito de tratamiento para otras enfermedades crónicas, tales como asma e hipertensión.*

En una evaluación independiente del sistema de tratamiento de OASA, se encontró lo siguiente:

  • Los pacientes que reportan el uso de alcohol disminuyó del 59 por ciento en la admisión al 30 por ciento seis meses después del tratamiento; mariguana del 30 por ciento al 6 por ciento; cocaína del 37 por ciento al 6 por ciento; y heroína del 24 por ciento al 6 por ciento.**
  • El porcentaje de pacientes que reciben sueldos de trabajos ha aumentado significativamente: 44 por ciento recibió sueldos en la admisión del tratamiento comparado con 57 por ciento que recibió sueldos seis meses después del tratamiento.
  • El número de pacientes que reportan ingresos recibidos de actividades ilegales ha disminuido del 16 por ciento en la admisión al tratamiento a sólo el 2 por ciento seis meses después del tratamiento, una disminución de 88 por ciento.**

El tratamiento de alcohol y otras drogas es económicamente efectivo. Cada $1 que se invierte en el tratamiento equivale de $4 a $7 en ahorros en el costo del crimen y de la justicia criminal.***

*Principios de la Adicción de Drogas, Instituto Nacional de Abuso

de Drogas

**DASA-Delta Estudio Métrico

***Instituto Nacional de Abuso de Drogas (NIDA)

Si usted tiene alguna pregunta sobre alcohol u otras drogas, llame gratis al:

Departamento de Servicios Humanos

División de Abuso de Alcohol y Substancias

1-866-213-0548 (Voz)

1-866-843-7344 (TTY)

Para más información:

Llame o visite su Centro de Recursos Para la Familia y Comunidad (FCRC) del Departamento de Servicios Humanos de Illinois.

Si usted tiene alguna pregunta sobre los programas que ofrece el Departamento de Servicios Humanos de Illinois (IDHS), llame o visite su FCRC. Contestaremos sus preguntas. Si usted no sabe dónde está su FCRC o si no puede ir allá, puede llamar a la línea automática de ayuda las 24 horas del día al:

1-800-843-6154

1-800-447-6404 (TTY)

Usted puede hablar con un representante entre las:

8:00 a.m. - 5:30 p.m.

Lunes - Viernes (excepto en días feriados del estado)

Para respuestas a sus preguntas, también puede escribir a:

Illinois Department of Human Services
Bureau of Customer and Provider Assistance
100 South Grand Avenue East
Springfield, Illinois 62762

Visite nuestro sitio web en:

www.dhs.state.il.us

Los programas, actividades y oportunidades de empleo con el Departamento de Servicios Humanos de Illinois están disponibles y son accesibles a cualquier individuo o grupo sin considerar la edad, sexo, raza, orientación sexual, deshabilidad, origen étnico o religión. El departamento es un empleador que ofrece igualdad de oportunidad de empleo, practica acción afirmativa y tiene programas para acomodar razonablemente sus necesidades.

DHS 4650S (R-06-09) DASA Brochure

Printed by the Authority of the State of Illinois.